lunes, 18 de febrero de 2013

Nuestro evento del Día Internacional del Cáncer Infantil


A nivel internacional el Día del Cáncer Infantil se conmemora el 15 de febrero de cada año. Es un día muy especial donde las comunidades formadas por  personal de hospitales, personal de fundaciones, padres y niños se reúnen para hacer actividades que representen un apoyo a los pequeños, que les sirva de homenaje por su lucha y que concienticen a las personas que no tengan relación con la enfermedad.

Eso fue precisamente lo que hicimos en 2012, y repetimos este sábado 16 de febrero. Nuestro evento de este año por el Día Internacional del Cáncer Infantil fue a mayor escala: lo realizamos en el Parque Generalísimo Francisco de Miranda (conocido anteriormente como Parque del Este) durante la mañana del sábado para llevar nuestro mensaje a una comunidad más grande. Es así, que aparte de contar con los niños y jóvenes que reciben tratamiento oncológico en los hospitales de Caracas, se unieron a nuestra conmemoración las personas que visitaron el Parque ese día.

Empezando a llenar el mural; muchos niños se acercaron a plasmar sus dibujos

Nuestros invitados de honor reciben tratamiento en el Instituto Oncológico Luis Razetti (centro que nos ayudó como co-anfitrión del evento), Hospital J. M. de Los Ríos, Hospital Militar Dr. Carlos Arvelo, Hospital Elías Toro, Hospital Clínico Universitario, entre otras instituciones. Asimismo, algunas fundaciones amigas acudieron a nuestra invitación.


Desde las 9:00 am todos los niños que llegaron a la Concha Acústica del Parque, pacientes o no, plasmaron obras de arte en nuestro mural. Los chicos disfrutaron usando sus dedos para plasmar sus sentimientos sobre el Cáncer, dibujar algo que les hiciera feliz o escribir sus nombres. Los adolescentes con Cáncer y sus padres también colaboraron. Es así que tuvimos mensajes muy bellos como "Las flores son como nosotros, luchan día a día", "Vive, vive, vive", "Sigan luchando".



Asimismo, a medida que iban llegando los chicos recibían franelas que identifican la efeméride y nuestra fundación. Durante todo el evento contamos también con hidratación y refrigerio para los niños: agua, jugos, arepas rellenas, perros calientes, sandwiches, frutas, galletas, cotufas, algodón de azúcar, pizzas, estuvieron siempre a disposición de los pequeños y sus acompañantes. 
Sesión de Yoga de la Risa con nuestra animadora Arlenis Olivero

Mientras el mural se iba construyendo, en la tarima había mucha emoción: primero fuimos deleitados con danzas típicas venezolanas por un grupo de baile de niños, luego contamos con una sesión hilarante de Yoga de la Risa que hizo reir a carcajadas a todos los asistentes. De inmediato se subió a la tarima Pedro Moreno que hizo a todos intentar el "baile del caballo" con su sesión de bailoterapia especial. Un grupo de chicos, súper animados, subió a tarima y Pedro los incluyó en su grupo de baile. Durante la bailoterapia hicimos entrega a los niños de sombreros, máscaras, pelucas y demás objetos que volvieron la sesión una "hora loca".

Pedro Moreno y 3 de nuestros niños que subieron a la tarima a ayudarle con la Bailoterapia

Cercanos al mediodía hicimos entrega de globos y papeles a todos los asistentes para hacer el gran cierre de la actividad: el acto Globos de la Esperanza. Este acto se realiza en todo el mundo, y consiste en liberar globos de helio al cielo con peticiones escritas en un papel que se ata al globo. Como el año pasado, vimos que muchas de las peticiones que hacían nuestros invitados era "salud".

Steven Duarte pidió "Mucha salud"





Luego de que todos tuvieron su globo y su deseo escrito, Luiry Barrios, un chico que ya ha superado la enfermedad, pidió desde el micrófono que liberáramos los globos. Centenares de globos de diferentes colores se elevaron al cielo con nuestros deseos. Fue el cierre perfecto para un gran evento hiper especial. Nuestras peticiones fueron mucha salud para todos los niños, presentes o no, que conocemos en los hospitales.

Todos listos para liberar sus globos al cielo caraqueño

Agradecemos a todas las personas e instituciones que nos ayudaron a organizar el evento, a los niños y sus padres que acudieron, a las personas que animaron, a los voluntarios que cedieron su sábado para acompañarnos, a todos los visitantes del Parque que se acercaron a conmemorar junto a nosotros a estos valientes niños. A todos: ¡un millón de gracias!

Más fotos:


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada